Entrevista a Noelia Martínez Morato

La crisis económica afectó en gran medida al flujo de pasajeros de los aeropuertos españoles, y Peinador no fue una excepción a esta regla. Con pérdidas graduales desde que comenzara la recesión, 2013 se cerró con solo 678.720 pasajeros. Sin embargo, desde entonces el aeropuerto ha ido aumentando sus beneficios progresivamente hasta 2016, considerado el año de su resurgimiento. Con casi un millón de pasajeros registrados, un 33% más que en 2015, Peinador lideró el crecimiento de los tres aeropuertos gallegos, situándose muy cerca de las cifras anuales de sus dos principales competidores.
En la actualidad, el aeropuerto presenta un abanico de veinte destinos (ocho internacionales y doce nacionales) y un volumen de pasajeros que parece continuar creciendo con respecto a 2016. Con remodelaciones recientes tanto en el aparcamiento como en la terminal y un incremento del número de compañías operadoras, actualmente se encuentra en proceso de certificación por parte de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea, tras someterse a algunas mejoras y actuaciones necesarias para ello.

Hablamos acerca de estos y otros temas con Noelia Martínez Morato (Madrid, 1976), su directora. Procedente de la isla de El Hierro, donde pasó cerca de un trienio al frente del aeropuerto insular, llegó a Galicia hace siete años dispuesta a hacerse cargo de la gestión del Aeropuerto de Vigo. Con este salto profesional, se convirtió en la primera mujer a la cabeza de este organismo.

¿Cómo calificaría los resultados de la primera mitad de 2017?

Los valores de tráfico de pasajeros en esta primera mitad de año están siendo muy positivos, y la temporada de verano, que comenzó a finales de marzo, muestra unos índices de ocupación muy altos.

Teniendo esto en cuenta, ¿cree posible que este año pueda cerrarse con cifras mejores incluso que las del año pasado?

La previsión es que el aumento de rutas en los meses de junio a septiembre, así como la buena tendencia en la ocupación de los aviones, hagan que este año se superen de nuevo las cifras del año anterior.

Con respecto a los objetivos a medio y largo plazo del aeropuerto, ¿siguen interesados en aumentar el número de vuelos a Madrid y Barcelona?

Desde luego que son los dos destinos principales, teniendo en cuenta que mueven más de la mitad del pasaje desde Vigo. Aumentar las frecuencias a estos dos aeropuertos siempre es uno de nuestros objetivos.

¿Qué otras metas tienen en mente de cara al futuro?

Estos últimos años estamos viendo que otros destinos, tanto nacionales como internacionales, están obteniendo unos índices de ocupación altos y muy buenos resultados, por lo que aumentar el abanico es prioritario para el aeropuerto. Las promociones de marketing que tiene Aena para los nuevos destinos son un ejemplo del empeño que ponemos en que se sigan aumentando las rutas desde el aeropuerto.

Ya para finalizar, ¿cómo avanza el proceso de certificación del aeropuerto? En un primer momento parecía que podría cerrarse en abril de 2017, pero ahora parece que el trámite pudiera extenderse hasta diciembre de este año. ¿Tienen novedades a este respecto?

La previsión es que el Aeropuerto de Vigo esté certificado durante el mes de julio. Desde el aeropuerto se ha realizado un trabajo intenso para poder llegar a conseguir la certificación, y es un hito muy importante en nuestra historia, ya que estamos preparados para ofrecer la mayor seguridad en las operaciones que se realizan en nuestras instalaciones.